Las deudas de los herederos

La herencia y el beneficio de inventario El beneficio de inventario, como la aceptación y repudiación, es un negocio jurídico, y dicho acto no sólo está regulado para salvaguardar los intereses del llamado heredero frente a los acreedores del causante, es decir, los acreedores de la herencia, sino que yendo más allá, acometiendo el heredero la aceptación beneficiaria podrá conservar las relaciones de crédito o aquellas relaciones que provengan de derechos reales que tenga contra el causante, sin perjuicio, claro está, de evitar el daño que puede suponerle al heredero la confusión de patrimonio. Podría ocurrir que el acreedor o legatario estuviese domiciliado en un país extranjero, en cuyo caso debería tenerse en cuenta la reciente Ley 29/2015, de 30 de julio, de cooperación jurídica internacional en materia civil. Si no existe ninguno de los anteriores la herencia revierte al Estado. En España coexisten, junto al Derecho Común, los derechos forales citados anteriormente, que se aplican en los territorios referidos como son Aragón, Baleares, Cataluña, Galicia, Navarra, parte de Vizcaya y Álava. Se trata de ser previsores, puesto que no se sabe en qué situación podemos vernos mañana, y dejar claro y ante notario en testamento, cuál sería el tratamiento que deseamos recibir en caso de hallarnos en alguna situación grave que no permita expresar en ese momento nuestra voluntad al respecto.

La sucesión universal es la genuina y auténtica sucesión. ¿De qué manera serán satisfechos los créditos de los acreedores desconocidos después de concluida la administración de los bienes hereditarios? En cuanto a la aparición de acreedores desconocidos a que se refiere el artículo 1.029 del Código Civil, después de pagados los legados nos remitimos a la cuestión abordada en el epígrafe ?los efectos del beneficio de inventario?, en el sentido de entender que finalizada la separación de bienes, y por ende, confundidos desde entonces los patrimonios de la herencia y del heredero, éste responderá con sus bienes propios así como con aquellos que tras la liquidación hubieren quedado, aunque sólo hasta el límite del valor del sobrante. A partir de ese momento ocupan el lugar del padre, son heredes suis o herederos legítimos (o necesarios) y adquieren «por derecho» la condición desde la muerte del de cuius, mediante el ofrecimiento o delación de la herencia, que suele coincidir con el momento de la muerte del causante.

Estos deben aceptar la herencia, entre la delación y la aceptación puede pasar un tiempo durante el cual la herencia está yacente, en espera de ser adquirida por el heredero, siendo la tendencia la reducción de este plazo para que no pudiera ser adquiridos los bienes por otro mediante usucapión. A este respecto debe tenerse en cuenta lo dispuesto en el art 1082 CC cuando señala que los acreedores reconocidos como tales podrán oponerse a que se lleve a efecto la partición hasta que se les pague a afiance. Idea clave en el Código civil es la declaración de que son compatibles y pueden coexistir en la misma sucesión el cauce testado y el intestado. LA HERENCIA: La herencia comprende todos los bienes, derechos y obligaciones de una persona que no se extingan por su muerte. Hay frenos subjetivos a tal expansión, que surgen cuando el sucesor universal concurre con otros posibles sucesores.

En defecto de todos ellos, será competente el Notario del lugar del domicilio del requirente. Todo ello exige la tramitación de un verdadero procedimiento que, según los casos, es un proceso judicial o un acta notarial de notoriedad, En ambos la decisión, tiene que individualizar con sus nombres y apellidos las personas a las que, conforme a la ley, corresponde el derecho de suceder al causante; y concretar los derechos que les pueden corresponder. ¿QUÉ TIPOS DE TESTAMENTOS HAY Y CUAL ES EL MÁS CONVENIENTE PARA SU SITUACIÓN PERSONAL? En el Derecho común o general, hay varios tipos de testamentos, que son, fundamentalmente y salvo casos especiales de discapacidad u otras situaciones especiales, el abierto, el cerrado y el ológrafo. de Brihuega, F. Ya dijimos anteriormente que en nuestra opinión el CC en pocas materias es claro cuando regula el BI pero una de ellas es en establecer que el heredero a BI no tiene libre disposición de los bienes mientras no se pague a los acreedores quedando la herencia en administración (art 1026), precepto que hay que poner en relación con el art 1030 que señala como la venta de los bienes para pagar las deudas o se realiza en la forma establecida en la LEC para los abintestatos o testamentaría o con la conformidad de todos los acreedores y legatarios. Dependiendo de quienes y cuantos sean los llamados a la herencia, la porción de la legítima será mayor o menor.

Es la parte del ordenamiento jurídico privado que regula el destino de las relaciones jurídicas transmisibles de una persona fallecida; de ahí que esta parte del Derecho civil sea denominada también Derecho de sucesiones a causa de muerte o Derecho de sucesiones «mortis causa». Se puede invocar mientras no prescriba la acción para reclamar la herencia, que según la doctrina y jurisprudencia es de 30 años. Aceptar una herencia o repudiarla son decisiones irrevocables. Si bien a priori nos puede parecer una tarea relativamente fácil, hemos de tener en cuenta que cuando somos llamados a una herencia nos enfrentamos a un momento difícil en el que es necesario tomar decisiones importantes y estar muy bien asesorado. En los supuestos en los que no existe testamento, la sucesión del causante se efectuará a través de la tramitación de la Declaración de herederos abintestato; que es un documento público en el que se indican los parientes con derecho a la herencia.

Con algunas diferencias históricas, tiene las características de exigencia de unos requisitos formales (escritura, testigos, etc.) y revocabilidad. Si no hubiese cónyuge, parientes en línea colateral. Puede no pagar hasta que los acreedores se lo reclamen (vgr porque vayan venciendo las deudas) pero no parece que el heredero pierda el beneficio por no pagar. especialista en Derecho Sucesorio ofrecen un servicio completo de asesoramiento para la redacción de un testamento de acuerdo a su voluntad y a la legalidad vigente. Código civil, artículos 609 y 659. e).-Los incapacitados, ya que el tutor para renunciar requiere autorización expresa del Juez (art 271,4º CC). El plazo para aceptar la herencia a beneficio de inventario es de 30 días desde el conocimiento por parte del heredero de su condición como heredero. En un sentido similar la LEC sólo acepta como acreedores a los reconocidos como tales por los herederos, por el testador o que tengan título ejecutivo (la antigua LEC se conformaba con acreedor que presente un título por escrito). La renuncia únicamente puede hacerse de forma expresa y desde la Ley de la Jurisdicción Voluntaria, del pasado de julio de 2015, tiene que hacerse necesariamente en escritura pública.

¿Quién será el administrador de la herencia en el caso de ser aceptada a beneficio de inventario? El legislador establece que, con carácter general, el administrador lo será el propio heredero o, en su caso, aquel que hubiere sido designado por el propio testador (por ser esta su voluntad, como ley suprema) o por nombramiento, en su caso, judicial. El cónyuge viudo, su legítima es siempre en usufructo, y será menor o mayor, según con quién concurra a la herencia, si hay hijos u otros descendientes, le corresponde el usufructo de un tercio (el de mejora) de la herencia, si sólo hay ascendientes, la legítima es el usufructo de la mitad de la herencia, y si no hay ascendientes ni descendientes del fallecido, herederá el usufructo de dos tercios de la herencia. Los obligatorios son la citación por el notario cuando acreedores y legatarios y sus domicilios sean conocidos o mediante anuncios cuando se ignorase su identidad o domicilio. (Artículo 659) El Derecho crea la sucesión mortis causa para toda persona.

La Ley nada dice al respecto pero aunque el heredero tiene que adoptar una posición diligente creemos que lo es si remite a través del servicio de correos y por vía notarial la citación correspondiente. La aceptación a beneficio de inventario está regulada por los artículos 1010 y siguientes del Código Civil y es una forma de limitar la responsabilidad de los herederos. La herencia se mantendrá indivisa durante la tramitación del concurso?. El artículo 271.4º del CC estatuye que ?el tutor necesita autorización judicial para aceptar sin beneficio de inventario cualquier herencia, o para repudiar ésta o las liberalidades?. Claro que esa venta para pagar deudas se ejecutaría según el art 803,3 de la LEC en pública subasta conforme a lo establecido en la legislación notarial o en procedimiento de jurisdicción voluntaria, por lo que curiosamente si se tramita el BI por vía judicial puede dar lugar a que el Juez ordene que se venda en subasta conforme ante notario l mientras que si el BI se tramita notarialmente, salvo acuerdo unánime, se hará en la forma señalada en la LEC (art 1030 CC).

Si el testador tenía legitimarios, el pago de sus derechos, primordial “deuda hereditaria” del causante, hace que el respeto a la intangibilidad de las legitimas puede ocasionar la reducción y hasta la anulación de los legados. Respecto de los primeros el art 1083 no implica ninguna medida específica de protección. Eran incompatibles y así lo expresaba el brocardo nemo pro parte testatus pro parte intestatus decedere potest. Se exige una relación circunstanciada de las deudas y obligaciones del causante, es decir, que se habla no solo de obligaciones, sino de deudas. Cabe decir, que una persona puede ser designada en un testamento como heredero y como legatario. Lo mismo cabe decir respecto de la herencia expresa a favor del mismo o cualquier otra corporación pública conforme a la Ley de Patrimonio de las Administraciones Públicas (art 20,1º de la Ley 33/2003 de de noviembre). Debe ser igualmente diligente en concluirlo, pero una vez que esto ha ocurrido no tiene plazo para pagar, más allá del propio de la obligación pero no hacerlo, incluso incurrir en mora , no le hace perder el beneficio. Ahora bien el heredero no tiene obligación de hacerlo.

Reparto, tramitación, liquidación y adjudicación de los bienes de la herencia. ¡¡Cuidadooo!! Si pasa el plazo y no has dicho nada, se entiende que aceptas pura y simplemente (=sin beneficio de inventario). La crítica que recibe el citado artículo 1.028 viene de una parte de la doctrina que considera que no existe un verdadero orden de prelación de créditos o preferencia de estos, al dejar la facultad del establecimiento de dicha orden de preferencia en manos de los propios acreedores, cuando señala que ?serán pagados los que primero se presenten?; aunque en otro sentido, hay voces autorizadas que señalan que dada la posición del administrador, lejos de entablar contrariedades con los acreedores y, por qué no, con los propios herederos, cuando existe una pluralidad de estos, y por la complicación que pudiera tener la labor de establecer aquella prelación, conviene el legislador en pronunciarse a favor de aquellos que primero se presenten.

Lo único que se podría discutir es si resultando infructuosa una primera notificación debería el heredero intentarlo una segunda vez. El beneficio de inventario puede ser solicitado por cualquier heredero, ya sea testamentario o abintestato, pero este derecho que corresponde a todos y cada uno de los coherederos, no exige que los herederos en su conjunto lleguen a una voluntad unánime o mayoritaria respecto a tal solicitud, sino que bastará con la solicitud formulada por alguno de los herederos.. Si bien puede ser que entre los herederos no exista problemática alguna, puede necesitar el servicio de un abogado, para llevar a cabo la adjudicación de herencia correspondiente conforme a la ley. Si ha aceptado expresamente, deberá presentar la escritura de aceptación y así acreditar que no han pasado treinta días desde esa fecha, de haber documento público. Planteadas así las cosas, que haya varios herederos o uno solo deviene intrascendente, pues sólo tiene alcance cuantitativo. El proceso sucesorio sigue el siguiente esquema: Liquidación de la sociedad de gananciales en caso de que exista.

¿Cuándo se pierde la posibilidad de hacer uso de la aceptación de la herencia a beneficio de inventario? Cuando se produce culpa o negligencia del heredero en el inventario. En cualquier caso de constituirse garantía hipoteca unilateral por no aceptar esa garantía el acreedor, y dada la enorme desconfianza del CC hacia el heredero a BI resultaría aconsejable acompañar a la constitución de la garantía una tasación de entidad homologada acreditativa de su valor, aunque si el valor es indiscutiblemente superior al de la deuda resultaría superfluo. El que venciera en la acción judicial reclamando una herencia de la que otro se encuentra en posesión más de un año (artículo 1021 C.C.). La S de la AP de Oviedo de 22 de mayo de 2008 señala claramente que el art 1026 CC no obliga a que el administrador sea nombrado judicialmente y señala que hasta la aceptación, conforme al art 1020 CC corresponde al Juez decidir sobre esa materia, pero una vez aceptada la herencia “ ese cuidado ya no incumbe a la autoridad judicial sino a los propios herederos “, administración constituida, sigue la S, “ en provecho y garantía de los acreedores “, por lo que satisfechos unos y otros cesa la administración conforme al art 1032.

Otra forma es la vía judicial, que sólo se da en aquellos casos en los que es absolutamente imposible poner de acuerdo a los herederos, de manera que cualquiera de ellos puede iniciar un pleito correspondiente a la división y adjudicación de la herencia, en los que también tenemos una dilatada experiencia y multitud de sentencias ganadas. Como ya hemos visto el BI es una modalización de la aceptación de herencia y por tanto viene regulada por la Ley estando fuera de la esfera jurídica del testador, incidiendo en la del llamado tras su fallecimiento. ¿Cuál es la finalidad de la administración de la herencia beneficiada? La administración tendrá por finalidad la liquidación del patrimonio, obligando por ello a la conservación y custodia de los bienes. -Asesoramiento y gestiones que hay que realizar con anterioridad a la partición y adjudicación de la herencia, cuando la herencia se encuentra en situación de Comunidad hereditaria o herencia yacente. Distinta sería la situación si no habiendo caudal suficiente se abonara un legado no preferente y el que tenga mejor derecho no tuviera bienes sobre los que hacer efectivo su derecho. Se protegen los derechos hereditarios del nasciturus y se regulan los requisitos para que no haya fraude.

Además, documentalmente conforme al artículo 66.2 de la Ley Orgánica del Notariado, al notario se le deberá presentar el título de sucesión hereditaria y se le deberá acreditar al Notario o bien comprobar éste mediante información del Registro Civil y del Registro General de Actos de Última Voluntad el fallecimiento del otorgante y la existencia de disposiciones testamentarias. La dicción de los art 1032 y sobre todo del art 1024,2º es clara y demoledora: perdería el BI. Por ejemplo, si es el mismo Notario el que ha tramitado la declaración de herederos en la que resulta éste declarado, o cuando ha expedido y entregado copia del testamento en que se le nombró heredero. Y me permito añadir que, aunque el artículo 667 no presente más que una versión raquítica y parcial del testamento al configurarlo, a modo de definición, en su sentido de “acto de disposición de bienes para después de la muerte”, cuando el Código establece que la sucesión se defiera en primer lugar por la voluntad del causante, está dándole al testamento su verdadero valor de acto y documento en el que el testador, el futuro causante, regula su propia sucesión mortis causa.

Quizás sea un matiz, pero es un matiz jurídicamente decisivo, pues los efectos del 1023 del Código Civil son importantísimos: El heredero no queda obligado a pagar las deudas y demás cargas de la herencia sino hasta donde alcancen los bienes de la misma, conserva contra el caudal hereditario todos los derechos y acciones que tuviera contra el difunto y no se confunden para ningún efecto, en daño del heredero, sus bienes particulares con los que pertenezcan a la herencia. Una opción muy interesante para los posibles herederos y que puede ser la más adecuada en determinados casos sería la renuncia de la herencia intestada, porque por determinadas razones puede no interesar económica o jurídicamente, y sin embargo, aceptar la parte de los bienes o derechos que le corresponden y sobre los que sí que existe testamento.

De cualquier manera, tanto si se entiende que este negocio jurídico perjudica a los acreedores y legatarios, como si se considera que consigue la protección a que estamos haciendo referencia, ha de subrayarse, a los fines de preservar el derecho de todos los interesados, la necesidad de llevar a cabo la formación del inventario de los bienes de la herencia. Los herederos habrán de ejecutar y dar fiel cumplimiento a cuando disponga el testamento y ejercerán la función, el derecho y el deber de solventar cuantos problemas se originen a causa de que el testador no haya dado congrua satisfacción a quienes gozaban de derechos frente a él, así como corregir, al ejecutarlo, los errores o deficiencias (las irregularidades parciales) en que el testamento haya podido incurrir. Programa Derecho Sucesorio Introducción La sucesión “mortis causa” La Sucesión: objeto y sujetos Sustituciones hereditarias Aceptación y renuncia de la herencia La Legítima y derechos del cónyuge viudo. Este no empece a aquel; dividida la cosa, quedará concretada la parte que corresponde a las demandadas y esta parte formará parte de su herencia sin más.

Pasados 30 días, el heredero tiene que manifestar ante el Juez si acepta o repudia la herencia. En estos territorios, rigen otras particularidades, como sucede en Cataluña, por ejemplo, donde la legítima consiste en la cuarta parte del valor de la herencia y, a diferencia del Derecho Común, el cónyuge superviviente no tiene derechos legitimarios, ni tampoco los abuelos a falta de los padres. Respecto del ejercicio de las acciones penales dimanantes de calumnia e injuria, el artículo 215.1 CP habla de “querella de la persona ofendida por el delito o de su representante legal”. Respecto de los herederos, éstos pueden invocar dicho beneficio aunque el testador lo hubiera prohibido. El cobro de un seguro y la liquidación de su impuesto sobre sucesiones no implica aceptación, ya que aunque lo cobren los que sean herederos lo son como “ beneficiarios “, según S de la AP. Derecho sucesorio Una de las formas de adquirir la propiedad es mediante la sucesión; cuando fallece el titular de unos bienes o derechos la propiedad pasa a sus herederos desde el instante mismo del fallecimiento.

Por todo ello creemos perfectamente conforme a Derecho que el testador disponga a título de LEGADO del cien por ciento de su patrimonio hereditario por cuotas entre los legatarios y además que haga constar que quiere que en ningún caso sean herederos intestados los que determina el CC, salvo el Estado en el caso de que fuera estrictamente indispensable que haya heredero. El examen de la Jurisprudencia, especialmente de la de Audiencias, revela que la inmensa mayoría de los casos enjuiciados tienen como la base la “ extemporaneidad “ de la aceptación a BI, bien por haber aceptado previamente de manera tácita, bien por tener en poder los bienes de la herencia. Nosotros creemos que esa afirmación debe matizarse; estamos de acuerdo en que no se necesita de declaración especial para que la herencia se entienda aceptada a beneficio de inventario en los supuestos anteriores. La Aceptación La aceptación se hace ante notario o por escrito ante el Juez competente para resolver el litigio. ¿QUÉ ES LA LEGÍTIMA Y POR QUÉ TIENE QUE ESTAR EN MI TESTAMENTO? La legítima es aquella parte que la Ley reserva a determinadas personas y de la que no podemos disponer ni quitar, más que una vez satisfechas las citadas personas que contempla específicamente la Ley. El principio que predomina es el de libertad de testar e igualdad entre los hijos, manteniéndose la parte de libre disposición y la legítima, aunque el desarrollo de esta fórmula queda matizada por la aplicación de vinculaciones del patrimonio (como el mayorazgo en Castilla) y la permanencia de la comunidad patrimonial en el Derecho de otros territorios. 2# Formación de inventario.

Pasos para aceptar la herencia a beneficio de inventario El Código Civil francés en su art 793 exigía que fuera judicial y en igual sentido se pronunció el proyecto de CC español de 1882. En efecto, el párrafo primero del artículo 1010 recoge una aceptación hereditaria con unos beneficios especiales, ya vistos, que quedan condicionados a que se realice debidamente el inventario. distribuir sus bienes y derechos con unas ciertas limitaciones entre ellos y terceros que por su relación y proximidad desee también incluir. Únicamente el Estado, y por imperativo legal, es un sucesor forzoso si no hubo nombramiento preferente que haya sido aceptado. El testador no puede ordenar en su testamento que el heredero o herederos lo sean a beneficio de inventario para evitarles responsabilidad, ni tampoco el testador puede prohibir el beneficio de inventario a los herederos. El causante muere y en una parte lo hace “como si no hubiera testado”, a causa de que la ley le habrá de nombrar la persona que le pueda suceder en calidad de heredero. En relación al pasivo, esta obligación de las cargas y deudas, además de ser así expresado por la doctrina, viene a preceptuarlo el legislador cuando en el artículo 1.027 del CC establece que ?el administrador no podrá pagar los legados sino después de haber pagado a todos los acreedores?, siendo necesario, para ello, el establecimiento de dichas cargas y deudas. Son casos en los que la aceptación a beneficio de inventario viene dada por ministerio de la ley.

Por lo establecido en los preceptos transcritos, es claro y evidente que la prohibición del testador, ya sea directa o indirectamente, ya sea expresa o tácitamente, queda prohibida. Por ello creemos que el testador en este caso puede y deber señalar que aceptada la herencia caducará el cargo y además, en conjunción con lo anterior al no violar ninguna norma de ius congens , exigir que la aceptación de la herencia, a salvo los supuestos del art 1000 CC en los demás casos cumpla con el art 992,2º CC y se haga en documento público o privado, excluyendo la aceptación tácita (a salvo los casos del art 1000 CC repetimos) ; incluso creemos que no violaría ninguna norma imperativa el testamento que excluyera la forma documental privada y exigiera, con carácter constitutivo, la aceptación en documento público. El derecho de sucesión, también se ha regulado sucesivamente en nuestra legislación, primeramente de una manera general, comprendiendo a todo el territorio español, y posteriormente con el derecho de las autonomías se traspasó la recaudación e incluso la legislación del mismo a prácticamente todas ellas.

Y no parece haber razón alguna que se oponga al calificativo de verdaderos legados legales Las legítimas originan una sucesión singular. Puede ser que la herencia tenga el patrimonio suficiente para pagar el impuesto, pero el problema es que Hacienda sólo acepta que se le pague en dinero líquido, salvo muy escasas excepciones. Como conclusión podríamos sacar que ante la disyuntiva de si aceptar o renunciar a una herencia, existe una posibilidad legal intermedia que es la de aceptar la herencia a beneficio de inventario. Así la S de la AP de Pontevedra de 17 de junio de 2010 que habla de la necesidad de seguir los trámites de la LEC lo es en un supuesto de aceptación ante el Juez en el que se declara perdido el BI por no iniciarse ni concluirse el inventario conforme a los arts 1017 y 1018 CC; la S de la AP de Soria de 16 de febrero de 2007 considera que ha habido aceptación tácita que impide el BI por entender, de manera más que discutible, que instar la declaración de herederos intestados o solicitar información a los Bancos implica lo que Las Partidas denominaban “ actos de señor “, añadiendo al final que el derecho de deliberar y el BI “ necesariamente han de realizarse por medio del procedimiento judicial correspondiente (arts 1014 y 1015 del CC ) y si lo hace de manera extrajudicial es porque se considera herederos de los bienes de su hija y por tanto ha aceptado la herencia “; finalmente la S de la AP de Madrid de 23 de septiembre de 2009 es la que de manera más rotunda a firma que son dos los requisitos para la validez de la aceptación a BI como son la formación del inventario fiel y exacto y que se haga en expediente de jurisdicción voluntaria, aunque en realidad lo que lleva realmente al tribunal a rechazar dicho beneficio es que se aceptara a BI a los seis días del fallecimiento del causante, cuando la declaración de herederos es de fecha posterior, “ con lo que se infringen los arts 991 y 1014 CC “ (el primero es el que afirma que nadie puede aceptar ni repudiar sin estar cierto de la muerte del causante y de su derecho a la herencia), y que se omitiera un préstamo en el inventario (que por tanto no era fiel). De tal manera, ello supone que en el caso de coexistir varios herederos, en el supuesto de que unos acepten pura y simplemente la herencia y otros la acepten a beneficio de inventario, en cuanto al régimen de administración y liquidación afectará a toda la herencia.

Los patronos serán responsables frente a la fundación de la pérdida del beneficio de inventario por los actos a que se refiere el artículo 1024 del Código Civil”. ¿Qué ocurrirá cuando los bienes hereditarios no sean suficientes para pagar a los acreedores y legatarios? En el caso de que los bienes hereditarios no sean suficientes para pagar a los acreedores y legatarios ?el administrador dará cuenta de su administración a los acreedores y legatarios que no hubiesen cobrado por completo, y será responsable de los perjuicios causados a la herencia por culpa o negligencia suya? (artículo 1.031 CC). II.b. Ámbito del precepto. A falta de los anteriores, los padres y ascendientes respecto de sus hijos y descendientes. Las personas llamadas a la herencia pueden ser llamadas en dos condiciones diferentes, como herederos o como legatarios. Si se le ha fijado un plazo conforme al 1005, deberá acreditar al Notario que no han pasado los treinta días a contar desde el siguiente al en que expire el plazo que se le fijó. Por ello entendemos que no cabe la propuesta que SOLIS formula. La sucesión singular o particular confiere al sucesor la titularidad activa de algunos bienes o derechos. La declaración de hacer uso del inventario El artículo 1011 del Código Civil (en adelante Cc) dispone: “La declaración de hacer uso del inventario deberá hacerse ante Notario”.

El heredero responde de las deudas con sus propios bienes, excepto si acepta la herencia a beneficio de inventario. El viudo o viuda en la forma y medida que establece este Código.”(artículo 807 Código Civil). Por tanto, la solicitud podrá hacerlo cualquier persona que tenga un interés legítimo en la conservación y administración de la herencia del causante, como pueden ser lógicamente el heredero compareciente, los demás coherederos, legatarios, acreedores, tanto del causante, como de los herederos, sustitutos vulgares, albacea, contador partidor etc. También resolvemos con experiencia y celeridad los casos en los que el fallecido no otorgó testamento. La aceptación expresa es aquella que queda recogida en un documento privado, por medio del cual el heredero hace constar su voluntad de aceptar la herencia. El tercio restante del caudal hereditario es el denominado tercio de libre disposición, siendo ésta la única parte de la herencia de la que el testador puede disponer libremente, no estando reservado a familiares consanguíneos ni al cónyuge viudo. Sucesión a título universal y a título particular Los sucesores mortis causa pueden ser herederos o legatarios (también pueden sumar ambas condiciones: es el caso del prelegado -artículo 890.2 CC).

Respecto del orden creemos aplicable en todos los casos el orden del art 887 CC. Es esa función de “garantía“ que acertadamente ha puesto de manifiesto SOLÍS VILLA, la que debe presidir la búsqueda de respuestas a los múltiples interrogantes que la materia presenta. CASOS MÁS FRECUENTES. El ISD cierra el marco de la imposición directa, con el carácter de tributo complementario del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas. El tutor que acepta la herencia dejada al menor o incapaz sin recabar la autorización del Juez. A la vista del artículo 1.015 del Código Civil, referido a la aceptación beneficiaria de la herencia, ¿se puede hablar de la existencia del derecho de deliberar? El Código Civil, regula en su artículo 1.010, el derecho de deliberar concediendo al llamado la posibilidad de ?pedir la formación del inventario antes de aceptar o repudiar la herencia, para deliberar sobre este punto?. Hasta aquí he compartido contigo cómo se realiza la aceptación de herencia a beneficio de inventario.

Cuando recae sobre la vivienda habitual la disposición adicional primera de la Ley 41/2007, de de diciembre, en su apartado 3.6, dispone que si los herederos del deudor hipotecario deciden no reembolsar los débitos vencidos, con sus intereses, el acreedor sólo podrá obtener recobro hasta donde alcancen los bienes de la herencia. Estas donaciones son las denominadas donaciones inoficiosas y pueden ser reducidas por el Juez a la muerte del causante a instancia del legitimario perjudicado. Es una interesantísima opción que merece más atención de la que está teniendo, que es, por cierto, nula. “La formación de un inventario fiel y exacto es pieza clave del expediente sucesorio” En cuanto a la aceptación de la herencia por el tutor, sin autorización judicial y por los padres, cuando el juez les haya denegado autorización para repudiarla, creemos que el incumplimiento de los actos previsto en los artículos 1018 y 1024 Cc no puede suponer la pérdida del beneficio de inventario, fundamentalmente porque lo contrario sería dejar en manos del representante legal que la herencia quede aceptada con o sin este beneficio, en contra de lo dispuesto expresamente por el Cc y por el carácter tuitivo de la patria potestad y de la tutela. También puede referirse a los bienes y derechos incluidos en una determinada cuota de la herencia. De no existir hijos y descendientes, a los padres y ascendientes, por legítima, les corresponde la mitad del haber hereditario, salvo el caso en que concurrieren con el cónyuge viudo del descendiente causante, en cuyo supuesto será de una tercera parte de la herencia.

LA FORMACIÓN DEL INVENTARIO Como titulares del cien por ciento de las relaciones patrimoniales del causante como antes dijimos podrán personarse en los pleitos que hubiera iniciado el causante , relaciones que desde el punto de vista activo les pertenecen como causahabientes y desde el punto de vista pasivo les afectan en tanto mermarán el activo hereditario que reciben. Si se trata de deuda ya vencida no pierde el BI por no pagar , aunque como dijimos no puede vender sin perder aquel, pero si se trata de deuda pendiente de vencimiento no tiene que prestar tal fianza, salvo que se lo solicite el acreedor. OJO: el plazo para pedir la herencia prescribe a los treinta años. Por ello pueden perfectamente realizar actos de gestión en los que se podrían considerar incluidos ceder los bienes en arrendamiento, siempre y cuando se fuera por plazo excesivo y por una renta adecuada. No obstante, tú decides qué hacer con tu herencia. En nuestra opinión, como ya antes dijimos, el proceso que regula la LEC no es el más apropiado para el BI ya que tenía antes y tiene ahora como finalidad la “ división de patrimonios hereditarios “ y no el especial supuesto aquí estudiado. Respecto de los acreedores del causante el CC no distingue entre todos ellos.

Evitará muchos problemas a sus herederos. Por su evidente relación con la muerte es un documento cuyo otorgamiento erróneamente tendemos a evitar puesto que, hablar de “qué pasará cuando muramos” no gusta a nadie. La representación de la herencia en el procedimiento corresponderá a quien la ostente conforme a derecho y, en su caso, a quien designen los herederos. Los principios rectores de la sucesión visigoda son: En la sucesión intestada: la herencia de los parientes más próximos, en el orden de descendientes, ascendientes y colaterales hasta el séptimo grado. Se puede desheredar a los padres o ascendientes por haber perdido la patria potestad, o por haber negado los alimentos a sus hijos o descendientes sin motivo legítimo o haber atentado uno de los padres contra la vida del otro, si no hubiere reconciliación entre ellos. Lo que resulta curioso es que son muy pocas las personas que saben de este beneficio y por esto, muchas veces, reciben una herencia pura y simplemente, desconociendo los riesgos económicos que esto conlleva. El testamento o los legados, son aspectos que todos al fin y acabo debemos de realizar. En el Derecho germánico se desconoce el testamento y la transmisión se suele hacer por vía de donación, que será la segunda gran forma de transmisión del patrimonio en nuestro Derecho. Lo mismo sucede en relación a las declaraciones de heredero, si bien en este caso sí hay más margen para entender que el heredero puede razonablemente saberse heredero desde que la insta, pues el Código Civil dice lo que dice y fija el orden sucesorio intestado sin posibilidad de duda.

Como dijimos antes el juego de dicha voluntad tiene sus límites pero entre ellos no se encuentra el de que no pueda disponerse de todo el activo por vía de legado e instituir heredero a persona que sólo reciba deudas de las que responderá ilimitadamente. ¿Cual es el procedimiento para aceptar la herencia a beneficio de inventario?. Testamento es el documento en el cual una persona hace declaración unilateral de voluntad para disponer de sus bienes después de su muerte. (Naturalmente, que, al margen de su condición de legitimarios, serán herederos cuando haya a su favor un nombramiento -testamentario o de autoridad-, y acepten la herencia). Por tanto, con esta modalidad de aceptación de la herencia las deudas del fallecido no se incluyen en tu patrimonio como heredero. Elementos reales. Conforme a lo dispuesto en al artículo 202 RN la notificación o requerimiento notarial podrá hacerse mediante la personación del notario o a elección de éste enviando al destinatario la cédula, copia o carta por correo certificado con aviso de recibo. Es más, en los frecuentes supuestos de aceptación por el tutor sin especificar si lo es pura y simplemente o a beneficio de inventario, seguida de la partición aprobada judicialmente, la DGRN en R de de junio de 2009, en base a una interpretación finalista y sistemática de los arts 233, 271,4º, 272 y 279 CC entendió que debe entenderse aceptada la herencia a beneficio de inventario, aunque no se diga así expresamente. El Código Civil , sí que reconoce la posibilidad de derechos sucesorios para la pareja, asimilándola a los derechos sucesorios existentes en el matrimonio.

La declaración no produce efecto si no va acompañada de un inventario fiel y exacto de todos los bienes de la herencia, hecho con las formalidades y dentro de los plazos que se establecen en la ley. Y si bien uno de los tercios ha de repartirse por iguales partes (legítima estricta), el otro tercio que es llamado “la mejora” puede Vd. Desde Lexland Abogados, nuestros especialistas en Derecho Civil y Derecho Procesal le pueden asesorar acerca de las opciones legales más adecuadas a su caso concreto, tanto para la confección de su testamento, como para su representación en el reparto del caudal hereditario o impugnación de donaciones inoficiosas. ¿QUÉ SUCEDE CUANDO NO SE LLEGA A UN ACUERDO PARA REPARTIRSE LOS BIENES DE LA HERENCIA ENTRE LOS DISTINTOS HEREDEROS Y/O LEGATARIOS? Cuando resulta difícil llegar a un acuerdo, o cuando fallece alguien y al no haber un acuerdo entre los herederos, no se sabe la tramitación necesaria que hay que realizar para la división o adjudicación de una herencia, es conveniente dejarlo en manos de profesionales. Incluso he oido atónito en algún medio, que se trata de una posibilidad de recibir los bienes de la herencia sin recibir las correlativas deudas del fallecido.

Claro que, por otra parte, cierto es que el BI es un expediente pensado y establecido exclusivamente para el heredero, los legatarios y los acreedores del causante, nunca para los acreedores del heredero y por ello podemos entender que los acreedores particulares tienen derecho a personarse y a obtener información, pero no tienen que ser citados por el heredero, mas si se sigue la postura de autores como o la propia DGRN en Resolución de de septiembre de 1976 de preferencia de los acreedores del causante sobre los del heredero, doctrina que pervive en el Centro Directivo como resulta de la reciente Resolución de de agosto de 2012 que haciendo referencia expresa al aforismo “ antes es pagar que heredar “ afirma claramente que ” mal se pueden repartir los bienes sin antes pagar las deudas que son imprescindibles ………para que los herederos reciban los bienes que les corresponden …” Respecto del Juez o Notario su presencia viene recogida claramente para la aceptación en el art 1011 CC, pero la pregunta es ¿ Aunque se pueda aceptar ante notario se puede tramitar el inventario ante el mismo o hay que recurrir para esto necesariamente al Juez ? La respuesta a la pregunta anterior será posiblemente una de las que más quebraderos de cabeza ha dado a los operadores jurídicos.

De lo anterior se deduce que el heredero debe iniciar el inventario con toda prontitud y que si no lo hace pierde directamente el BI, mientras que si lo inicia y no lo concluye es preciso una sentencia judicial que determine que ha incurrido en culpa o negligencia conforme al art 1018 CC. Frente al heredero, el legatario es, por tanto, un mero sucesor a título particular, en el doble sentido que sólo resulta beneficiado por la atribución testamentaria de derechos de carácter singular que recaen sobre bienes y/o derechos concretos de la herencia y que, en general, puede desentenderse de la suerte de la herencia en su conjunto, al menos respecto de las deudas hereditarias, pues no es responsable de ellas. La admisibilidad general del fenómeno hereditario La consagración de la sucesión mortis causa ha merecido una referencia concreta en nuestra Constitución de 1978, pues el artículo 33.1 establece que “se reconoce el derecho a la propiedad privada y a la herencia”. De esta manera cobra sentido el último inciso del art 1015 CC, que de otra manera sería incongruente, cuando señala que el plazo del art 1014 CC para aceptar con este beneficio se contará “desde el día que hubiera aceptado o hubieses gestionado como heredero “.

El beneficio de inventario es ?aquel que la ley pone en disposición del llamado como heredero para que pueda aceptar la herencia manteniéndose separada de su propio patrimonio, a todos los efectos legales, hasta que se hayan pagado todos los acreedores conocidos y los legatarios, y para que, incluso en el caso de aparecer otros acreedores después de haberse confundido ambos patrimonios, sólo responda personalmente ante ellos en la medida en que haya experimentado un enriquecimiento a consecuencia de la sucesión?. En cuanto a lso efectos del beneficio de inventario, dispone el artículo 1.023 CC que “El beneficio de inventario produce a favor del heredero los efectos siguientes: 1º El heredero no queda obligado a pagar las deudas y demás cargas de la herencia, sino hasta donde alcancen los bienes de la misma; 2º Conserva contra el caudal hereditario todos los derechos y acciones que tuviera contra el difunto; 3º No se confunden para ningún efecto, en daño del heredero, sus bienes particulares con los que pertenezcan a la herencia”. El pago a los acreedores.

Creemos que debe prevalecer la regla del art 1011 , en tanto que la única razón que habría para excluir la forma notarial sería el peligro de distracción de los bienes que no dejaría de darse en los supuestos del art 1015 CC (que el heredero hubiese aceptado o gestionado como heredero) y en tal supuesto no se excluye la forma notarial. Tal determinación se instrumenta fundamentalmente a través del testamento, tiene por objeto servir de vehículo, dotado de especiales formalidades, a las disposiciones mortis causa del causante, que son además esencialmente revocables en todo momento. Por ello, muchas veces, los anuncios en el tablón de anuncios del Ayuntamiento de la formación del inventario, sobre todo en poblaciones importantes, pueden ser a todas luces insuficientes y deberá completarse con anuncios en el BOE o en periódicos de gran circulación en la provincia respectiva. Protección de la expectativa hereditaria del nasciturus y plazo de viabilidad exigible en el caso del hijo póstumo para la adquisición y transmisión de la herencia. Administración del acervo sucesorio. A pesar de la amplia casuística del Derecho altomedieval pueden establecerse unos principios generales que se pueden resumir de la siguiente forma: El concepto de sucesión en el Derecho altomedieval no coincide con el romano, puesto que no existe la sucesión voluntaria o testamentaria, sino exclusivamente la sucesión legítima.

En nuestro opinión hay dos grandes campos en los cuales el testador, siempre mediante disposición testamentaria, puede arbitrar medidas que suavicen la posición jurídica del llamado a la herencia: uno es el establecimiento de mecanismos que eviten, si es posible, que el heredero realice actos que puedan suponer una aceptación tácita de la herencia y le impidan el ejercicio del BI ; el segundo campo es el de designación del sucesor “ mortis causa “ mediante mecanismos que hagan imposible su responsabilidad ilimitada. Está autolimitándose, quizás sin saberlo, las opciones. En la práctica se toma como fecha de inicio el del fallecimiento del causante, por coordinar este plazo con el de presentación tributaria del impuesto. En caso de que el cónyuge viudo concurra con descendientes, su legítima está relegada al usufructo del tercio de mejora. Suplencia parcial. Ok. Solamente cuando el heredero sepa o incluso si abrigase dudas de que el causante tenía acreedores, pero no sabe quiénes o se ignora su domicilio, es cuando se dará publicidad al expediente mediante los anuncios.

Especial atención merecen los supuestos por una parte de bienes afectos a deudas ajenas y por otra parte los supuestos de fianzas prestadas por el causante. Se prevé, como decíamos, la posibilidad de utilizar otros medios adicionales de comunicación. Cuestión también dudosa es el de la hipoteca inversa. CUESTIONES ¿CÓMO SE PUEDE ASEGURAR QUE HEREDE OTRA PERSONA, EN EL CASO DE QUE EL HEREDERO PRIMERAMENTE DESIGNADO NO PUEDA O NO QUIERA HEREDAR? Esta figura se denomina sustitución vulgar, de manera que en el caso de que el heredero no pueda o no quiera heredar, lo haga otra persona en su nombre. Por lo que respecta al inventario, la forma de éste variará según se utilice la vía judicial o la notarial. La existencia de la figura del administrador conlleva necesariamente, y así es conveniente que lo haga constar el testador, que la legitimación para realizar los actos que enumera (vgr continuar demandas del testador, cobrar créditos, pagar deudas con dinero de la herencia) NO corresponderá a los herederos sino al administrador. Realmente el texto legal sólo dice que el tutor puede aceptar a beneficio de inventario sin autorización judicial, por lo que no sería descabellado pensar que el tutor debería hacer el inventario para que su pupilo no perdiera el beneficio.

No parecen seguir la sensata postura anterior algunas SS de Audiencias que hacen hincapié sólo en el hecho de la posesión sin más, supongo que por tener en cuenta que el breve plazo legal tiene una función tuitiva del acreedor hereditario: así lo hizo la S de la AP de Murcia de 10 de marzo de 2009 que consideró que la viuda y la vez heredera tenía en posesión los bienes de la herencia por ser dueña, por mitad y en pro indiviso con el causante de una finca rústica, lo que implica, según la Audiencia “ la posesión del bien por la demandada, tanto en la parte que es de su propiedad, como en la que le correspondía al fallecido.” En esta misma línea, la AP de Madrid en S de de junio de 2010 consideró aplicable el art 1014 por el hecho de la heredera conviviera con la causante en la vivienda de ésta. Pero no lo son, ni el texto del Código les trata en rigor con arreglo a tal calificativo. ¿Qué ocurre en el caso de no practicarse el inventario? El auto de la Audiencia Provincial de Valencia de fecha 9/05/2005 (Tol694011) establecía lo siguiente: Se alega que las consecuencias de no haber sido practicado oportunamente el inventario conforme al artículo 1.018 del Código Civil, es la de entender que se acepta la herencia pura y simplemente.

Cuantía de la legítima según los legitimarios: La legítima de los hijos y descendientes es de dos tercios, de los cuales uno puede dedicarse por el causante a mejorar a alguno o alguno de aquellos o a todos (tercio de mejora), siendo el otro tercio denominado de legítima estricta el que corresponde por partes iguales a todos los hijos. La sucesión mortis causa se defiere por dos cauces, el cauce testado o el intestado, que originan la sucesión voluntaria o la legal o intestada. En primer lugar debe interpretarse su significado con un criterio teleológico y dado que la finalidad de la norma es evitar que el heredero oculte bienes o lo distraiga sólo debe ser aplicado cuando se trate de bienes de fácil ocultación o sustracción , lo que no es aplicable a los inmuebles. ¿Hasta qué momento la herencia beneficiada se encontrará en administración? La herencia beneficiada, provisionalmente separada del patrimonio del heredero, estará en administración y liquidación, para poder pagar a los acreedores y legatarios hasta que resulten éstos satisfechos de todos sus créditos y legados, como señala el artículo 1.026, párrafo 1º, del Código Civil al precisar que ?hasta que resulten pagados todos los acreedores conocidos y los legatarios, se entenderá que se halla la herencia en administración? y, posteriormente, esto es, ?pagados los acreedores y legatarios, quedará el heredero en el pleno goce del remanente de la herencia? (artículo 1.032, 1º párrafo, CC).

Así, el citado precepto establece que ?cuando el heredero no tenga en su poder la herencia o parte de ella, ni haya practicado gestión alguna como tal heredero, los plazos expresados en el artículo anterior se contarán desde el día siguiente al en que expire el plazo que el Juez le hubiese fijado para aceptar o repudiar la herencia conforme al artículo 1.005, o desde el día en que la hubiese aceptado o hubiera gestionado como heredero?. Ciertamente que la fianza prestada a los efectos del art 1082 CC puede ser impugnada por insuficiente, pero mientras el heredero no disponga de los bienes y éstos continúen en poder de los herederos se podrá obligar a éstos a ampliar o modificar la garantía pero no se pierde el BI. Los arts 1014 y 1017 hablan expresamente de la citación de acreedores y legatarios , siguiendo en este aspecto una postura mucho más rigurosa de la que sigue el Derecho que en su art 461-15,5º señala expresamente que no es preciso citar a ninguna persona, aunque pueden intervenir los acreedores del causante y demás interesados en la herencia. Esto es, al fenómeno hereditario en su conjunto. La S de la AP que plantea el tema no se decanta por ninguna respuesta, limitándose a considerar que al haber colaborado en dicha ocultación frente a los acreedores el propio causante no era de aplicación dicho precepto.

El propio art 782,1º LEC legitima para su interposición a “ cualquier coheredero o legatario de parte alícuota “, lo que no puede significar sino que no cabe dicho procedimiento si sólo hubiera un heredero. Tras leer las sabias palabras de los dos autores anteriores cobra ante nuestros ojos pleno sentido la afirmación del artículo 660 CC cuando afirma que “ Llámase heredero al que sucede a título universal, y legatario al que sucede a título particular “. La sucesión mortis causa ha tenido que establecerse en Derecho porque todo fallecido fue una “persona” y, en cuanto tal, era titular de un patrimonio.

Respecto del caso especial del acreedor al que el causante prestó fianza por un tercero , debe ser igualmente citado en tanto que en el patrimonio del causante no hay una deuda como tal (el causante no debía y si hubiera pagado tiene un derecho de crédito contra el deudor y los cofiadores ) pero el finado sí había contraído una obligación al afianzar, obligación que tenía como soporte el patrimonio del fallecido conforme al art 1911 CC. De LEGE FERENDA sería aconsejable una reforma del CC que desde el punto de vista formal sancionara de manera expresa la posibilidad de formación notarial del inventario suprimiendo la incertidumbre actual y que desde el punto de vista material sustituyera la desconfianza de dicho texto hacia el heredero por un sistema en el que bien se decrete su responsabilidad limitada a los bienes de la herencia o bien de no ser así en cualquier caso no se le haga caer de manera sorpresiva en una aceptación tácita que le impide hacer uso del BI pasado el breve plazo de diez o treinta días y que además le permita mediante simple citación a los acreedores conocidos y desconocidos más el transcurso de un breve periodo de tiempo durante el cual éstos puedan pedir de los herederos el pago o el afianzamiento de su derecho, que aquellos puedan disponer libremente de lo recibido sin caer en una responsabilidad ilimitada y no como sucede en la actualidad donde son los herederos los que en el caso de aceptación de la herencia a beneficio de inventario deben tomar la iniciativa para pagar y afianzar bajo pena de perder el beneficio de limitación de responsabilidad si efectivamente ello no ocurriera aunque fuera debido a una actitud totalmente pasiva del acreedor.